viernes, 24 de octubre de 2014

Consejos con estilo... Marroquí


Desepués de hablaros sobre las maravillosas alfombras de Beni Ourain en el post de la semana pasada, me quedé con ganas de contaros más cosillas sobre decoración de estilo marroquí.
Seguro que alguna vez os habéis sentido atraído por la belleza de la cultura marroquí, tan próxima y tan lejana a la vez. Si además nos centramos en lo puramente estético, el poder artístico de esta cultura suele fascinar a diseñadores, artistas y curiosos a la par.

Al evocar este estilo, en mi cabeza, aparecen irremediablemente los colores azul y blanco, tan mediterráneos y, por qué no, tan nuestros. Pero no son los únicos, también pienso en colores intensos, rojizos, naranjas, verdes o incluso esos dorados tan característicos. Bien es verdad que esta intensidad de colores puede ser abrumadora por lo que siempre que se piense en decorar primando este estilo, hay que ser muy conscientes de la importancia de equilibrar estos colores con otros como el café, el camel o el caramelo.
Pero no son solo los colores los que marcan un estilo. Y mucho menos, tratándose de esta corriente, caracterizada por la combinación de colores, mobiliario y accesorios que confluyen para crear una atmósfera exótica de la que no podrás escapar.

Los objetos de metal y accesorios de madera tallada están tan unidos a este estilo  que, la mera presencia de alguno de estos accesorios, puede renovar por completo el ambiente de una habitación. Prueba a elegir un cabecero, un baúl o un pequeño armario, esculpido con esas líneas tan delicadas y verás la fuerza y caracter que impreganará a la habitación.

No podemos olvidar las texturas con las que hemos de trabajar para lograr ese punto exótico que nos ofrece este estilo etnico. Las telas y jarapas, todas ellas de seda y lino, en colores claros que contrasten con la intensidad de las paredes. Combinados con cojines de colores, grandes y colonizadores de espacios amplios y a ras de suelo, junto con mesas bajitas de café, bandejas metálicas y farolillos que templen la habitación con su luz tenue, logrando que nos teletransportemos a un mundo de ensueño, de nuevo, tan próximo y lejano.




 via 



 via

 via

 via

 via

 via


via



via 



 via 



 via 



 via 






 via


 via



No sé a vosotros, pero me han entrado unas ganas horribles de redecorar ¿Alguién se atreve?


Espero que sí y si lo hacéis, contadme qué tal os ha ido.

¡Buen fin de semana a todos!

viernes, 17 de octubre de 2014

Decora con...Alfombras

No sé vosotros pero yo no me he dado ni cuenta de que el frio ya está aquí. No me ha dado tiempo a organizar los armarios cuando ya he sacando la manta del sofá y, por supuesto, también el nórdico. No os sorprendáis, seguro que muchos de vosotros también lo habéis hecho. En esta época del año es casi un must, pero ya hablaremos de nórdicos en otra ocasión. El post de hoy lo quería dedicar a un elemento, al menos para mí, importantísimo de un salón, la alfombra.

Y es que las alfombras pueden ser el elemento principal de una habitación aunque, en la mayoría de los casos, las supeditamos a un segundo plano. Solemos escoger los muebles en primer lugar, olvidando que la alfombra puede ser el elemento en torno al que gire la habitación, protagonista indiscutible además de fuente de calidez y color de una habitación.

Ya sabéis que la diversidad de alfombras es extensísima y sobre gustos están los colores y, en este caso, también las texturas, pero me gustaría daros algunos tips que os ayuden a la hora de elegir la alfombra perfecta para el salón:

Piensa antes de lanzarte a comprar: No pierdas la cabeza por una alfombra preciosa que luego no vaya con los muebles de la habitación. No todo vale. Antes de comprar, piensa para qué quieres la alfombra, si es para separar ambientes, para dar alegría a la habitación o para focalizar la atención de algún rincón y en función de tus necesidades elige bien el tamaño, color y forma.


 via
 via
 via
 via



2 Si ya tienes la habitación amueblada, los colores neutros son muy fáciles de combinar. Además suelen aportar calidez a la habitación.


 via

 via

 via

3 Hay vida más allá de las alfombras rectangulares. Si te apetece arriesgar, puedes atreverte a combinar tu habitación con alfombras de diferentes formas geométricas. Sin duda, aportarás caracter y frescura a cualquier rincón.

 via


4  Lo tribal está de moda. Aunque el espectro tribal abarca desde las típicas alfombras persas hasta las alfombras de origen otomano, hoy quería destacar las alfombras marroquíes de la región de Beni Ourain. Últimamente las veo por todas partes y sus patrones geométricos me tienen hipnotizada. Estas alfombras bereberes de lana original son el complemento ideal para la darle cierta textura y ese sentimiento acogedor a tu hogar.

 via

 via

 via

 via

Espero que os haya gustado el post. 

¡Buen fin de semana a todos!